Máquinas de matar por televenta

Dura y violenta esta época que vivimos. En las calles, a la vuelta de cada esquina, nos acechan los delincuentes, los asesinos a sueldo, la escoria del crimen organizado. Unos metros más allá, la bomba del terrorista o su disparo en nuestra nuca.

Si conseguimos salvar todas estas amenazas nos queda aún la dura prueba de la llegada al trabajo, donde cada vez es más torva la mirada del jefe de personal, más insidiosa su forma de insinuar lo cerca que está de firmar nuestro despido. No nos ayuda la cara de palo del inspector de Trabajo, que parece firmemente decidido a tragarse a pies juntillas lo que el empresario quiera contarle y a condenarnos a la agonía lenta del desempleo.

Pero ninguna de estas cosas nos acerca tanto al sufrimiento como Gym for Vibration, la sin par máquina torturadora anunciada en televisión y adquirible vía alguno de los múltiples canales de televenta de objetos inútiles. Gym for Vibration nos asegura que "diez minutos de tratamiento equivale a una hora de estar en una cinta convencional corriendo a sesenta kilómetros por hora". ¡¡¡SESENTA KILÓMETROS POR HORA DURANTE UNA HORA!!!

Debido a nuestra definitiva lejanía fisiológica respecto al guepardo, reputado como el animal más veloz del planeta, nuestras posibilidades de igualar su velocidad punta (que viene a ser esa que nos anuncia como equivalente la maquina de marras) son nulas. Pero mantenerla durante una hora sería, definitivamente, no sólo letal, sino cruel e innecesario, ya que con sólo tres minutos sería suficiente para que un forense firmara el conveniente certificado... de asesinato.

Comentarios

Entradas populares