La importancia de llamarse IU

En diferentes blogs relacionados con Izquierda Unida (1, 2, 3, 4) ha aparecido hace unos días una polémica en torno a si IU debería, de cara a las próximas elecciones al Parlamento Europeo, ofrecer a otras fuerzas, grupos o como se les quiera llamar, una candidatura conjunta. Permítanme alguna reflexión al respecto.

Creo que la propuesta contiene una contradicción formal que, sin embargo, no es menor. Parte de IU Abierta, una de las corrientes que se formaron de cara a la no muy lejana IX Asamblea Federal de IU, en noviembre pasado, y da la sensación de que se está dando a conocer (la propuesta, no la corriente) en el entorno de los blogs y demás herramientas de Internet. Con estos puntos de partida, esta iniciativa se muestra, por un lado, como demasiado difuminada (no es fácil saber si tras ella hay algún debate orgánico, aunque sea parcial sólo en alguna o algunas Asambleas de IU; o si se está produciendo sólo en la Red), y por otro, como demasiado orgánica (se habla de IU como organización política en su conjunto y de su relación como tal con otras fuerzas políticas).

Ésta es la contradicción a que me refería al principio: si uno lanza una propuesta, aunque sea a título de polémica en la Red, que se refiere a la conveniencia o posibilidad de que una organización política con diputados en el Parlamento, así como con presencia institucional significativa a otros niveles, se dirija a otros grupos o fuerzas políticas para proponerles una candidatura conjunta en una cita electoral, ¿qué reacción se puede esperar de esas otras fuerzas y grupos? ¿Deben aceptar la propuesta pública de debate en IU como un anticipo de que se convertirá en un ofrecimiento formal más adelante, al menos por parte de la gente de IU que está proponiendo el debate ahora? ¿Deben limitarse a una asepsia teóricamente posible, pero poco probable y poco esperable en la práctica, consistente en no darse por enterados ni reaccionar en ningún sentido hasta que no se les haga el ofrecimiento formal?

No me decanto por ninguna de estas dos posibles reacciones (u otras que seguramente podrían darse), porque ambas tendrían argumentos a favor y en contra. Pero considero que para este tipo de cuestiones, para debates en torno a temas que, de materializarse, lo harían en algo tan concreto como una propuesta de candidatura conjunta con otras fuerzas, es conveniente dar una mayor organicidad a la apertura de tal debate y a su desarrollo. Ello conseguiría que el resultado del mismo contara con un respaldo verificable por parte de aquellos a quienes se les hiciese el ofrecimiento. Se trata de lo que, parafraseando a Óscar Wilde, podríamos denominar "La importancia de llamarse IU".

Lo cual no quiere decir que no se pueda hablar de estas cosas en el ámbito de una red de blogs, o en la página web de quien sea. Se puede y estará muy bien hacerlo, pero la diferencia entre una cosa y otra vendrá marcada por el carácter de lo que se habla. Es diferente si alguien a título personal (que es como puede considerarse lo que uno escribe en su blog) plantea un tema de debate, que si se permite, aunque sea involuntariamente, que otros crean que se trata de algo planteado por una corriente que, si bien no tiene reconocimiento formal (o eso creo) dentro de IU, en la práctica todo el mundo la identifica como existente y formada por determinados militantes y simpatizantes con determinadas responsabilidades o sin ellas. Puede que para el autor o autora no haya diferencia sensible, pero sí la habrá para quienes lo leen desde fuera.

No obstante, como creo que la propuesta planteada a debate es muy interesante, no quiero que los problemas formales (a los que acabo de aludir y de cuya importancia no me desdigo) anulen mi opinión respecto a la discusión que pueda surgir. Particularmente, creo que IU debería explorar la posibilidad que IU Abierta propone a debate, pero me parece que no debería plantearse una aproximación a este tema con un horizonte tan limitado como el de las próximas elecciones europeas. De hecho, me parece que esa relativa cortedad de miras puede ayudar a levantar suspicacias en parte o en la totalidad de los grupos o fuerzas a quienes se pudiera dirigir la propuesta en su caso.

Una parte de esos grupos, como bien sale a relucir en muchos de los comentarios que responden a las entradas que enlazo más arriba, acaban de salir de IU poco antes de la IX Asamblea, después de haber estado dentro una apreciable cantidad de tiempo (es el caso de Espacio Alternativo, ahora rebautizado Izquierda Anticapitalista). El motivo de su salida creo que podría resumirse en la constatación de la incapacidad de IU para cambiar su funcionamiento interno, su mecánica democrática (no-democrática en muchos casos) más que en una caracterización política o ideológica demasiado alejada de lo que ellos mismos se plantean (si bien hay también una nítida crítica al excesivo peso de la visión institucional de la política que en IU puede haber). Que éste haya sido el motivo importa mucho a la hora de valorar la posibilidad de que aparezcan esas suspicacias a las que antes me refería.

Por el lado menos "radical" de lo existente, no sé si hay mucho más a lo que dirigirse que algunas organziaciones problemáticamente vinculadas a IU, como pueden ser los casos de ICV y EUpV, ambas en Catalunya. En estos casos, intuyo que los problemas podrían venir de un lado distinto, más relacionado con el pacto al que se pudiera llegar de antemano respecto a la confección de la candidatura (quién sería cabeza de lista, para hablar claro) y a la posterior integración europea de las/os candidatos elegidos (el grupo o grupos parlamentarios europeos en los que se integraría). En estos casos, aún es más importante la organicidad del debate y de la propuesta formal, por cuanto nadie se sienta a discutir de candidaturas si no es con quien ostenta la representación legal de la fuerza interlocutora.

En lo que a otros grupos y fuerzas se refiere, no conozco demasiado bien su realidad y malamente puedo juzgar con profundidad, pero me atrevería a decir que lo que queda (si exceptuamos organizaciones sindicales que, por su carácter, pueden apoyar de manera simbólica a una candidatura, pero poco más) estará más a la izquierda teórica y será mucho más reacio aún que Izquierda Anticapitalista a contemplar una candidatura conjunta con IU.

Creo que otro gallo podría cantar si lo que se plantea es un debate que vaya más allá de estas elecciones. Claro está que eso implica, a su vez, un debate bastante más amplio que afectaría a la esencia misma de IU, a la noción de en qué debería convertirse en concreto. Y no sé si es el momento de plantearlo, cuando hace escasos tres meses que se supone que ya se ha discutido eso y se le ha dado respuesta.

Pero, ¿se le ha dado respuesta?

Comentarios

Don Ricardo ha dicho que…
¿Y por qué demonios, en lugar de poner el enlace a mi entrada, que es sin duda la mejor que se ha escrito sobre el tema, y la más acertada, pone usted un mapa de google que conduce a una ridícula dirección de Leganés?

¿Intenta usted sugerir algo ignominioso hacia mi persona?

¿Me tiene quizás envidia?

¿No sabe que el hábito no hace al monje, que no por mucho madrugar amanece más temprano, y que donde las dan las toman?
AF ha dicho que…
Inexplicable, verdaderamente. Corro a corregirlo
J. G Centeno ha dicho que…
Interesante el doble debate planteado, mucho mejor planteado por Don Ricardo, donde va a parar. En cuanto al método, más o menos orgánico, tengo serias dudas, viniendo como vengo de prácticas políticas hoy en desuso, que marcaban que los debates políticos debían darse exclusivamente en el seno de los órganos correspondientes, en Asambleas y Consejos Políticos. La realidad es la que es, e Izquierda Unida es como los afiliados hemos hecho que sea, y en este nuestro movimiento sociopolítico, y es una de las razones por las que a mi juicio, ni puede ni debe, convertirse en un partido político al uso, no se queda callado absolutamente nadie y tanto de forma más o menos orgánica, y al fin y al cabo Iu abierta es una de las familias reconocidas de IU, como en plan guerrillero, como podemos hacer en I Love IU donde cada cual se representa a si mismo, acabamos todos dando nuestra opinión. Como puedan reaccionar los aludidos es una interrogante, pero me imagino que concocen de sobra como funcionamos en IU.Yo en cualquier caso estoy absolutamente de acuerdo con usted, sobre todo cuando dice:
No me decanto por ninguna de estas dos posibles reacciones (u otras que seguramente podrían darse), porque ambas tendrían argumentos a favor y en contra. Pero considero que para este tipo de cuestiones, para debates en torno a temas que, de materializarse, lo harían en algo tan concreto como una propuesta de candidatura conjunta con otras fuerzas, es conveniente dar una mayor organicidad a la apertura de tal debate y a su desarrollo.
Pero es lo que hay.
Y ahora doy mi opinión personal, representándome a mi mismo, ciudadano con el que suelo, aunque no siempre, estar de acuerdo. La unidad siempre es deseable, pero, ¿a cualquier precio?. En diversos blogs he dado mi opinión quizas en el de Iñaki Escudero de forma un poco más explícita. Y como tengo la suerte de ser amigo suyo, voy a ahcer lo propio en su bitácora. La actidud de ICV, entrometiéndose de forma desleal en problemas internos nuestros, muy claramente con el apoyo a Isaura Navarro en su intento de dinamitar EUPV, menos claramente dando a entender que si no era Gaspar nuestro cabeza de lista, la coalición ICV-EUiA estaba en peligro, y tambien muy desleal no apoyando nuestra candidaturas para las elecciones gallegas, al menos así lo hicieron en las anteriores, no influye positivamente a la hora de valorar una posible coalición con los ecosocialistas catalanes. Tampoco ayuda demasiado el peso concedido a EUiA en el tripartito catalán. Termina de llenar el vaso su no adscripción al correspondiente grupo parlamentario de la izquierda europea. En resumen si de mi dependiera, que no depende, los señores de ICV irían ellos solitos, pero creo que en este punto la opinión de los compañeros de EUiA debe ser determinante. No opino lo mismo con Izquierda Anticapitalista, que creo que se han equivocado, optando por una estrategia política pero son muy libres de hacer lo que consideren oportuno, y creo que, mayoritariamente, están actuando de modo honesto. A muchos los conozco, al fin y al cabo como usted recordará mi primera entrada en IU ( a la que debo mi antigüedad como afiliado)fue de la mano de Izquierda Alternativa, depués Espacio Alternativo. Creo que con ellos se puede contar, no sólo para las elecciones sino para el trabajo político cotidiano.
Sergio García ha dicho que…
Don ricardo siempre tan irritable por su falta de protagonismo,jeje
En cuanto al analisis de Antonio, decir que sería de gran ayuda para la organización empezar a aplicar lo refrendado en la IX Asamblea Federal, la apertura al exterior, y cuando se habla de exterior se entiende organizaciones y personas,para hacer una frente común contra el capitalismo. Esto parece que no va a ser así, el acuerdo de dirección del federal incluia a Meyer como candidato y supongo que también el acuerdo en Madrid para dar de nuevo la dirección a la gente que la ostentan en la actualidad. Otra posición destacable es la desaparición de las propuestas por la refundación, que ya han sido borradas de los ordenes del dia de los órganos. En definitiva, se vendió una moto que pasaba por un mayor debate interno, discutible, viendo como se imponen candidatos y posturas, se vendió un refundación y reafiliación, algo que se ha acordado ya que no se hará, vaya a ser que tengamos que reafiliar en Madrid y se lie parda al ver como está los censos. Personalmente creo que IU Abierta no puede hacer nada por intentar que se cumplan estas promesas preasamblearias,deberian cumplirlas los que ostentan la dirección, sería hacer oposición interna y no sería trabajar por IU, para mucha gente que hemos apostado por las posiciones de IU Abierta creemos que la oposición interna nunca fue una opción, eso lo dejamos para otras organizaciones integrantes en IU, que son capaces de hundir a IU si no son ellos los que la dominan. Estoy un poco cabreado y defraudado, pensé que las cosas cambiarían, pensé que Cayo sería un poco más conciliador, pero es evidente que no, el cumple con su parte del pacto y hace llamamientos a la huelga general en nombre de IU sin criterio y sin ser una posición tomada en ningún órgano.Olé por el debate interno.
No es solo una cuestión de primarias, es una cuestión de debate interno y de apertura a la sociedad, creo que la premisa de "...el que piense como yo que se junte a mi..." es un error. no sería mejor abrir debates?, mesas redondas?, cruzar documentos?, debatir en las asambleas?. Parece que no, que es mejor ser cuantos menos mejor y pasar a ser representantes solo de la izquierda marginal española.
¡Alá a ponerme verde puros de pedigrí!
AF ha dicho que…
Don Sergio, en esta casa ni se pone verde a nadie por lo que dice ni se permite a otros que lo hagan. Faltaría más.

Un saludo.

Entradas populares