Israel y Hamas: dos errores peligrosos

Con renuencia vuelvo a escribir sobre los ataques israelíes a los palestinos de Gaza. Con renuencia porque temo que, como en tantas otras cosas, la repetición incesante de las mismas condenas acabe provocando el efecto contrario al deseado en tantas personas que no saben a qué carta quedarse, o ni siquiera se plantean si deben de quedarse a alguna. Pero en esta ocasión leo muchos blogs y muchos comentarios a noticias en la prensa digital y me doy cuenta de hasta qué punto se repiten dos clichés que, cada uno a su manera, resultan peligrosos, muy peligrosos.

El primero de ellos es el relativo a la similitud entre el Estado de Israel y la Alemania de Hitler. Los nazis fueron un fenómeno histórico desgraciado para la Humanidad y sus actos quedarán en el museo de los horrores de la Historia grabados a sangre y fuego. Cometieron las mayores tropelías sobre cientos de miles de personas, entre ellas las de raza judía a las que pudieron dar alcance. Lo hicieron sin asomo de duda ni remordimiento; antes al contrario, con total convencimiento de estar librándose de seres prácticamente no humanos por procedimientos, en consecuencia, no humanos, aplicables a animales o a plantas. La retórica y el decorado de los que se valieron para acompañar su genocidio han quedado como listón máximo, como record negro en la historia, algo para verlo y procurar no repetirlo nunca. Pero es un decorado medieval, en que las espeluznantes cámaras de gas y hornos crematorios se asemejan a las mazmorras y a los antros de tortura de la Edad Media o a la imagen que nos han transmitido de ellas.

El Estado de Israel, por el contrario, opera en un decorado actual, en una superproducción hollywoodiense armada hasta en sus mínimos detalles por expertos en el atrezzo y el efecto digital. Sus tanques son como tantos otros tanques, al igual que sus aviones o sus cañones. Los vemos y no vemos nada distinto a la quincalla militar de otros ejércitos, incluido el español. Es el instrumental quirúrgico al uso, nada fuera de lo común. "Es lo normal", decimos, y estamos diciendo "Hacen lo normal, lo que hace cualquier otro".

Las comparaciones entre una cosa y otra pueden ser avaladas por argumentos muy sesudos y detallados, pero la imagen en nuestra retina, en la de todos, no es la misma. Y eso es lo que pesará al final en el juicio de cada cual. "No es verdad, no son iguales", dirá la mayoría, y no importará si es o no cierto. Yo creo que los ataques del ejército israelí sobre Gaza, allí y ahora, son condenables sin recurrir a comparación alguna. No debemos decir "Son como las nazis", sino "Son unos canallas y unos terroristas". Es suficiente.

El otro cliché es, si cabe, más preocupante aún, porque se reproduce también en la izquierda, incluso en la menos sospechosa de connivencia con lo políticamente correcto. Me refiero a la aceptación de considerar a Hamas como organización terrorista. Cada vez caemos más en la conducta infantil (en unos casos) o interesada (en otros) de considerar la violencia como dato fundamental a la hora de valorar como terrorista una actividad. Y la violencia no es un elemento definitorio en sí mismo. La violencia es y debe ser aceptable cuando no le dejan a uno opciones para defender sus razones por medios no violentos. Quien fuerza al otro a incurrir en la violencia debe ser declarado responsable, y cada cual debe valorar con sus criterios propios quién ha sido forzado y quién no.

Hamas es una organización política tal y como son las organizaciones políticas en esa parte del mundo: muy mediatizadas por el elemento religioso, confundiéndose con él. Pero su actividad política es innegable, ya que se presentó con todos los requisitos a unas elecciones aceptadas como democráticas y las ganó limpiamente. Desde ese momento, aunque nadie impugnó los resultados electorales ante tribunal alguno, lo cierto es que fueron impugnados en la práctica, por la vía de los hechos, por casi todos los demás. Abbas se entregó en brazos de cualquiera dispuesto a expulsar del Gobierno a los legítimos ostentadores del mismo, y Estados Unidos e Israel, con la pasiva colaboración de Europa y con la atenta y siempre ladina mirada de Rusia, se pusieron a ello con el ardor que les caracteriza.

El resultado, después de años de hostigamiento a una organización que aceptó el juego democrático y tuvo la osadía de ganar en él, jugando con unas reglas básicamente ajenas a su patrimonio, ha sido el acorralamiento político y militar de Hamas, la sistemática estrategia de forzar a la población civil palestina, sea o no partidaria, a colocarse en contra suya. Y hoy, vista la incapacidad de esa política para rendir el máximo de los resultados requeridos (es decir, la renuncia de Hamas y su apartamiento en favor del "amigo" Abbas), se recurre al último recurso de quien tiene fuerza suficiente para emplearlo: el ataque indiscriminado, la masacre. El genocidio, si se quiere, y no importará tanto si técnicamente se cumplen al cien por cien los requisitos para calificarlo de tal.

El Estado israelí y la legión de asalariados (monetarios o ideológicos, que tanto me da) que le defiende regularmente en todos los foros, suelen usar el argumento de que los militantes de Hamas son cobardes que se refugian en las casas civiles para ocultarse de los ataques israelíes. El ejército y el Estado de Israel son reos del peor delito de cobardía: el que se comete al esconderse detrás de las palabras de los titulares, al otro lado de YouTube y entre las líneas de una pantalla cualquiera de televisión, pagando por ello en cualquier moneda que los Judas modernos acepten como pago por sus traiciones a la verdad.

Comentarios

MADISON ha dicho que…
No le pondría yo ni una coma a ese artículo D. Antonio, estoy totalmente de acuerdo con el, y me parece que en unos pocos párrafos ha desgranado Vd., perfectamente la fotografía actual de este conflicto.
AF ha dicho que…
Muchas gracias, don Madison, es usted siempre un aliento para continuar, infatigable, mi misión sagrada de revelar a la Humanidad la Verdad.

Y ya verá cuando dé a conocer la composición de la tabla de clasificación de la Liga de Fútbol profesional, que, muy al contrario de como piensa actualmente el barcelonismo militante, reflejará una cabeza mucho más nevada que actualmente.

Un saludo
redskai ha dicho que…
Ni expulsados, ni masacrados, ni segregados. Los palestinos abandonaron o vendieron sus tierras en su mayoría, y nunca tuvieron un Estado propio. Cuando se les ofreció, el Corán (sura 5:51) pudo más que el derecho a la autodeterminación, por lo que decidieron no admitir ningún pacto que legitimase a lo que ellos llaman “la Entidad Sionista”. En señal de solidaridad, los países árabes del entorno los desprecian, salvo cuando conviene que sean mártires de la bestia judía. Sin embargo, muchos de ellos se han integrado en el Estado racista de Israel como ciudadanos de pleno derecho.

Gaza, por lo demás, es plaza sitiada, y si Palestina ha perdido tierra ha sido a causa de las constantes e insensatas guerras y agresiones promovidas contra su vecino para mayor gloria de Allah. Gran parte de los palestinos adquirieron su condición de refugiados a causa de la guerra declarada a Israel el día siguiente al de su fundación. Si la mantienen es en gran medida por voluntad de esos Estados agresores y suya propia como cuña antisemita de aquéllos.

Ahora bien, ¿hubo abusos y confiscaciones? Indudablemente, aunque no pueda hablarse de robo sin Estado que garantice la propiedad como derecho derivado de un justo título. La máxima “la propiedad es el robo”, lema de izquierdas por cierto, es hasta cierto punto correcta. Toda propiedad sobre lo no producido o extraído por uno es en primer lugar usurpada, ya que no existe un derecho natural a ser propietario de algo cuya existencia no se deba a nosotros. Sí, en cambio, a ser compensado en caso de desposesión.

Partamos de la base de que Israel ha desposeído injustamente a algunos palestinos de sus tierras. Si estas tierras le son disputadas a Israel por la fuerza de las armas y vence, las adquiere por derecho de conquista, al no estar integradas previamente en ningún Estado internacionalmente reconocido.

Y, en fin, tampoco podemos ignorar que los sucesivos gobiernos judíos han hecho concesiones de tierras sin estar a ello obligados, tomándolas como valor de negociación frente a una tribu que, desde la inferioridad moral y militar, le negaba su derecho a existir como Estado. Algo nunca visto.

Hablar de resistencia sin invasión, pues no hay invasión sin Estado que pueda ser invadido, es la verdadera falacia. Seguro que también somos capaces de establecer una diferencia entre un terrorista y un invasor, o entre la lucha política por el cambio de gobierno y la lucha anarquista o fascista por la destrucción de un Estado.

Es una avilantez limitarse al recuento de muertos, confundir superioridad técnica con maldad y comparar el “fanatismo” de unos y otros desde la equidistancia. Y es igualmente indigno colocar en la misma balanza al pseudoterrorismo (en realidad, legítimo ejercicio de la soberanía) y al terrorismo a secas; a los daños colaterales que derivan de la estrategia militar y a los intencionales motivados por el odio religioso y étnico.

El de Hamas es un gobierno terrorista para los propios palestinos. Para Israel es también una amenaza invasora. Hamas no es un criminal al que Israel deba apresar y juzgar, sino un enemigo al que ha de aniquilar.

No es digno de elogio este “ponerse en el lugar del otro”. Si fuéramos palestinos y, además, medianamente inteligentes, odiaríamos a Hamas en lugar de jalearlo con una indignación mujeril e irresponsable.
AF ha dicho que…
Don Redskai, la suya es una variante poco original del mismo y machacón argumento: Israel tiene derechos, lo que hace es defenderse, los otros son unos terroristas... En su caso, llega un poco más allá al defender el derecho de conquista, algo bárbaro que hace mucho tiempo no es reconocido por ninguna persona que haya avanzado algo más allá de la Edad Media. También consigue llegar usted más lejos de lo habitual al sentenciar eso de que no puede haber invasión si no hay Estado invadido. Debe usted pensar que lo que hay es una colonización. Su mentalidad se encuentra en 1800, señor mío.

Un saludo.
Carles ha dicho que…
Suscribo y rubrico de p a pa. Sobre los tanques Merkaba siempre los veo como el desarrollo directo de ,os centuriones ingleses que hizo diseñar Montgomery para enfrentarse en el Alamein a Rommel. Allí se jugaba el oro nazi acumulado en Dakkar y ganó Monty.
E Israel-Azrael hace la faena sucia de Balmoral para defender los intereses de la BP y filiales (Kuwait, Dubai, Arabia Saudí...). Los israelíes son a la vez, patéticamente, víctimas y verdugos de sus gobernantes. Carles.
Juli ha dicho que…
Tal cantidad de memeces dice Redskai, que al fin y al cabo se basa en la fuerza de los hechos consumados (la autoproclamación del Estado de Israel en territorio de Plaestina) e ignora la sistemática política de agresiones y discriminaciones que han sufrido los palestinos, que no merece mayoir respuesta.
Ahora bien, discrepo en la cuestión de Hamás. No es la violencia el elemento central, sino la modalidad de violencia. Un ataque al ejército israelí es violencia, combate, lucha armada, no terrorismo, teniendo en cuenta la situación existente (¡ojo!). Una ataque a la población civil o un ataque con cohetes que a saber dónde coño pueden caer, es terrorismo. Guste o no. El que quiera podrá defender el terrorismo en tales circunstancias, yo no.
Carles ha dicho que…
La población israelí que vive de lo que roba y sobre tierra robada ¿es en algo inocente? ¿Eran inocentes los austríacos y alemanes que se aprovecharon del nazismo para medrar? Si tiran misiles a ciegas es porque carecen de la tecnología asesina que permite matar civiles, mujeres, viejos y niños, destruir escuelas y hospitales y decir que son víctimas colaterales. ¡Mucha jeta hipócrita suelta!
splendid ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
good afternoonpeople this is a great forum hope im welcome :)
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

Entradas populares