Domingo de elecciones. Primera sensación

Día espléndido en Madrid. Justo tras una semana de tormentas y temporales, sale el sol desde la mañana temprano y sube la temperatura. Hoy he tenido partidito de fútbol a las diez con los colegas de mi casa (es uno de mis orgullos, jugar a los 51 añitos, aunque sea al pobre nivel que lo hacemos, todas las semanas dos veces y además un partidito semanal de baloncesto). Hemos perdido 6-2 y todo, como siempre, por la falta de fondo que nos traiciona en las segundas partes (1-1 al descanso).

Ayer, mientras veía cernirse sobre Madrid de nuevo las nubes abultadas y negruzcas, pensaba que otro temporal (no suelo escuchar las predicciones metereológicas, por lo que no sé de antemano el tiempo que dicen que va a hacer) seguramente favorecería de manera extraordinaria las expectativas del PP, porque dejaría en casa a mucho votante no excesivamente encandilado con la idea de votar.

Pero no, el sol luce en todo lo alto y la temperatura es magnífica. Las sensaciones son buenas, y aunque eso no es gran cosa, mejor es tenerlas que no tenerlas. Ya les iré contando (aquí y en el blog de don Luis Solana).

Comentarios

Rave ha dicho que…
En Alicante, gracias a ese manipulador del clima que últimamente está tan loco, hemos tenido un día nublado.
A diferencia de Madrid, en donde el Sol invita a votar, aquí el astro dorado invita a ir a la playa. Así que a ver si esta confluencia de astros consigue echar de sus poltronas al tío Luis, es decir, al sr. Alperi, y al sr. Gallardón.
AF ha dicho que…
A ver si pudiera ser...

Entradas populares