El gato Zapatero y el ratón Batasuno

Yo ya me imagino que ASB es sucesora directa de Batasuna, que a su vez lo fue de Herri Batasuna. No tendría sentido jugar al gato y al ratón con este asunto si no fuera porque en el juego nos va a todos la posibilidad de iniciar una diálogo serio que desemboque en el fin de la violencia terrorista en España. La cuestión es que miembos destacados de Batasuna (que existe aunque sea ilegal) han hecho una propuesta que incluye resquebrajamientos muy significativos en su tradicional coraza y que admite cosas que nunca antes habían admitido. Y la cuestión es que, a cambio, el Gobierno no está dando pasos igual de significativos para ir trayendo la cosa hasta un punto asumible por ambas partes.

Obsérvese qaue no hablo de los jueces, sino del Gobierno. Porque he llegado a la conclusión de que los jueces, sean del signo político que sean, al final van a tener, aunque sea por los pelos, sólo un cierto margen de juego para sus tendencias ideológicas, ya que al final van a verse obligados a jugar dentro de los cauces que ellos tan bien conocen. Lo contrario sería un golpe de Estado judicial impensable ni siquiera en estos tiempos.

Y refiriéndome al Gobierno, el de Zapatero ha conseguido ya un año entero en que ETA sólo ha cometido un atentado, el de Barajas, e incluso ése me parece que tuvo unas características y connotaciones que permiten adivinar que se trató de un atentado de "aviso" y no pensado con el fin de hacer mucho daño en vidas humanas. No me vengan los becarios de Libertad Digital y aprendices sin revista propia a reprochar escandalizados esta afirmación, porque no hace falta: ya me la reprocho yo al mismo tiempo que la escribo. Pero si lo hago es porque, a pesar de ser muy consciente de que una vida humana ya es mucho, y no te digo si son dos; y de que el desastre material que para todos significó el derrumbe de la terminal de aeropuerto tiene una relevancia mayor, a pesar de eso, digo, la cosa tiene otra faceta, que nada resta a la importancia de estas que he enumerado, pero que discurre por su propio camino: ETA cometió el atentado con el fin de "avisar" de que no pensaba seguir admitiendo que desde su campo se diesen pasos y desde el Gobierno, no. La diferencia entre esta motivación para atentar y la que normalmente ha tenido la banda terrorista es grande: tradicionalmente, un atentado nos recordaba que iba a haber más; en este caso, nos recordaba que podría dejar de haberlos.

Pero, retomando lo que iba diciendo antes del último párrafo, el caso es que toda España ha conseguido un año entero en que el balance de muertes por el terrorismo (e incluso de daños de otro tipo) se ha reducido hasta casi llegar a cero. Además, recientemente Batasuna ha propuesto un plan que incluye posturas ante la participaciíon institucional y el acatamiento del marco jurídico español, inéditos en el lenguaje abertzale hasta ese momento. A cambio de todo esto (porque si hay un simple atisbo de diálogo o negociación, necesariamente tiene que haber un "a cambio"), lo único que podría verse como un gesto sería la aquiescencia gubernamental a que De Juana Chaos viese rebajado el modo de cumplimiento de su condena, pasando de un hospital madrileño a otro en Euskadi.

Es poco. Demasiado poco.

Y ahora, encima, Batasuna plantea que quiere participar en las elecciones dando muestras de aceptar planteamientos inéditos hasta el momento (crítica de la violencia, aunque no una condena explícita de la de ETA, y reconocimiento de los medios pacíficos e institucionales como los exclusivamente válidos para conseguir sus fines) y la respuesta que recibe es cero.

El Gobierno tendía que hacer un gesto consistente en avanzar su disposición a derogar una ley abiertamente antidemocrática, como la de Partidos, de forma que, si no en las elecciones de mayo próximo por razones de plazo evidentemente insuficiente (ahí sí que Batasuna tendría que aguantarse), sí para una próxima convocatoria electoral, se pudiera ver con claridad la puerta abierta para que los abertzales demostrasen que de verdad quieren tener una participación pacífica y un reconocimiento del marco institucional.

En su lugar, el resultado parece que va a ser una nueva ilegalización, la de ASB, basándose en un informe policial que la propia Policía reconoce que tiene "un margen de inexactitud" (a saber a qué llama la policía española "inexactitud"). También parece que la decisión se basará en cosas como que no puede entenderse la palabra "batasuna", incluida en el nombre del nuevo partido, como una simple referencia al significado de la propia palabra ("unidad"), sino a la continuidad con Batasuna y Herri Batrasuna. ¡Pues claro que es así! ¿Y qué? Si hay una sola posibilidad de pasar por alto esta y otras cosas y, sin cometer un fraude de ley, dejar que la formación política sea legalizada, hágase, que va mucho en el envite.

¡Y que todavía haya quien acuse a este Gobierno de blandura ante los abertzales...!

Comentarios

Maripuchi ha dicho que…
Querido AF, no puedo estar más de acuerdo con tus palabras, como casi siempre.

No entiendo cómo se atreven a tachar de "blando" y de amigo de terroristas a un Gobierno que, más allá de un ¿diálogo? del cual desconocemos su contenido, apenas se ha atrevido a dar medio paso al frente.

Ay, ay.. ay.. ay...
J. G Centeno ha dicho que…
El análisis es más que asumible Antoñito, y bien estructurado. Efectivamente, si el único escenario para retomar el proceso interrumpido en Barajas, tiene que ser un izquierda "abertzale"( que se llame como quiera) flagelándose por no haber condenado antes la violencia (sería lo que el tribunal constitucional llama un 'contraindicio') y a ETA pidiendo perdón por las víctimas ocasionadas, lo llevamos clarito. En conductismo infantil, cuando un niño se encabezona en una conducta, no querer comer, no querer lavarse, coger continuamente rabietas, los psicólogos infantiles recomiendan "dejarle una salida" que le permita modificar su conducta sin que el crio se sienta derrotado. ¿Hay algún psicologo infantil en el gobierno?
javierM ha dicho que…
Pues me da que el gobierno no le está haciendo mucho cas, D. AF.

No es que uno sea mal pensado, pero fíjese que las detenciones del comando donosti se producen justo el mismo fin de semana que batasuna iba a anunciar su marca electoral.
Yo creo que dentro del gobierno, y del psoe, existen dos tendencias y que está ganando la de la mano dura y palo. La de siempre, vamos.

Pd. No menosprecie usted el poder de los jueces. Con estas leyes interpretativas que nos hemos dado, el intérprete es el que tiene la última palabra, no el texto. De ahí que batasuna no solo deba decir que va a cumplir las leyes, sino que condena la violencia, cosa no exigida en el texto, pero que ya se han encargado de remarcar los intérpretes.
AF ha dicho que…
Cierto, don JavierM, no parece que me hagan mucho caso (cosa que me extraña no sé por qué será...). Es significativo que en la información aparecida en El País que yo enlazo en la nota, se hace mención expresa de que el Gobierno cree que esta apuesta de Batasuna no es más que un anzuelo para ver si podían pescar algo con lo hecho hasta ahora y nada más, pero que si no se les daba lo que querían estarían dispuestos a presentar "credenciales" más acordes con las exisgencias del Gobierno.

A mí eso me parece una memez, porque a ver qué fuentes tiene el PSOE (¡oh, Dios mío, no será el CNI...!) que son capaces de suministrar tal información. Con ello en la mano, sería ridículo mantener las exigencias de Batasuna, y sin embargo las están manteniendo.

En fin que, como se dice en el mus, incierto se presenta el reinado de Witiza...

Entradas populares